BERTOLD BRECHT Y LAS HISTORIAS DEL SEÑOR KEUNER

octubre 26, 2009 en 2:26 am | Publicado en Artículos sobre Literatura, JARDIN DE DELICIAS | 1 comentario

Señor Keuner

LA MÁS  SABIA DE TODAS LAS  SABIDURÍAS RESIDE EN LA ACTITUD

Un profesor de filosofía acudió a la casa del señor K. para mostrarle su saber. Pasado un rato, el señor K. le dijo: – Estás sentado de una manera incómoda, hablas incómodamente, piensas incómodamente. Encrespado, el profesor de filosofía respondió: – No me refería a mí lo que yo quería saber, sino al contenido de lo que estaba diciendo.

No tiene ningún sentido- dijo el señor Keuner. – Andas con torpeza y no he visto que tus pasos te condujeran a ninguna parte. Hablas de manera oscura y tu conversación no ha arrojado ninguna luz. Basta ver tu actitud para perder las ganas de conocer tu objetivo

LA FATIGA DEL MEJOR

¿En qué está trabajando usted? – le preguntaron al señor K.

Este respondió: – Tengo mucho trabajo, estoy preparando mi próximo error.

PREGUNTAS CONVINCENTES

– He observado- dijo el señor K. que muchas personas se horrorizan de nuestra doctrina porque a todo sabemos darle una respuesta.  ¿No podríamos añadir a nuestra propaganda una lista con las cuestiones que consideramos irresueltas?

EL REENCUENTRO

Un conocido al que el señor K. no había visto desde hacía tiempo le saludó con estas palabras: – ¡Caramba, señor Keuner, no ha cambiado usted nada!  – ¡Oh! – exclamó éste palideciendo.

ÉXITO

Viendo pasar una actriz el señor K. dijo- Es bonita.  Su acompañante añadió: – Recientemente ha tenido mucho éxito porque es bonita. –No- objetó el señor K. con aire molesto – es bonita porque ha tenido éxito.

 ENOJO Y ENSEÑANZA

– Es difícil enseñar a aquellas personas con las que se está enojado- dijo el señor Keuner- . Y sin embargo, es muy necesario, puesto que son las que más lo necesitan.

SOCRATES

Después de leer un libro de historia de la filosofía, el señor K. se mostró muy adverso a las tentativas de los filósofos por presentar las cosas como fundamentalmente incognoscibles.  – Cuando los sofistas afirmaban saber mucho, sin haber estudiado la menor cosa, se presentó Sócrates con la arrogante aseveración de que sabía que no sabía nada.

Pudiera esperarse que a esta frase añadiera: pues tampoco yo he estudiado nada (hay que estudiar para saber algo). Sin embargo, parece que no siguió hablando y acaso los estrepitosos aplausos que estallaron recién terminada su primera frase y  que se prolongaron por dos mil años hayan ahogado una segunda frase.

EL SEÑOR KEUNER Y LA MAREA

Paseando por un valle, reparó de pronto el señor Keuner que sus pies chapoteaban en el agua. Se dio cuenta entonces de que su valle no era en realidad sino un brazo de mar y de que se aproximaba el momento de la marea. Inmediatamente se detuvo para mirar si encontraba una barca, y mientras esperaba no despegó sus pies del lugar. Pero al no ver ninguna barca abandonó esta esperanza, confiando entonces en que la marea no ascendiera más. Solo cuando el agua le llegó al cuello abandonó esta nueva esperanza y se puso a nadar. Había descubierto que él mismo era una barca.

De: Bertold Brecht. Historias del señor Keuner. Barcelona, Barral editrores, 1974

 Hay más de estas breves prosas pero aquí me quedo. En algún otro momento seguiré transcribiéndolas. Solo quiero contarte que el autor empezó a publicarlas en Berlín, en 1930.

Tags: Bertold+Brecht , Historias+señor+Keuner , Brecht+señor+Keuner

Anuncios

1 comentario »

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

  1. Hace tiempo que leí Historias del Señor K, es uno de mis favoritos, pero debo decir que leí un libro prestado…

    Dicen que es tonto quien presta un libro y mas tonto el que lo devuelve…, pues yo fuí lo suficiente tonto para devolverlo, no pude quedarme, a pesar de lo que me gustó, con algo que no eraq mío.

    Me sé casi de memoria la historia “Favor de Amigos” y la cuento cada que puedo aclarando que no es la misma de “El hombre que contaba”, las historias son parecidas, pero el contexto y la conclusión son totalmente diferentes.

    Cuando ví que transcribiste parte del libro, me entusiasmé mucho, ¿podrías transcribirlo o escanearlo en su totalidad?, al menos, transcribe por favor “Favor de Amigos”.

    Muchas gracias/


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.
Entries y comentarios feeds.

A %d blogueros les gusta esto: