…la noche limpia sus pasos… POEMAS DE ANTONIO CLAROS

mayo 27, 2007 en 9:18 pm | Publicado en Artículos sobre Literatura, JARDIN DE DELICIAS | 6 comentarios

antonio-claros.jpg

PODRÁ SER UN HORIZONTE donde el tiempo
y el espacio cuelgan sus sábanas.
Pero esos alambres del viento se oxidan
o están averiadas las baldosas del cielo

Varias noches no puedo dormir a causa
de esa densa filtración

Gota a gota como los segundos
de una clepsidra viciosa
caen y forman un pantano

El corazón no puede ser otra cosa
que un triste loco vociferando

en las farmacias de la noche?

(En: Paisaje inmutable)

LA HIERBA

Tanta hojarasca por mi sombra que se abandona
y aún no ha llegado entre mis herrumbres la ternura

Sólo tengo estos pobres corales que rápido se enferman
Esos regresos que se marchitan

Esta piadosa locura que barre el día con sus lágrimas
Nada ha cambiado pero todo va cambiando

Otras tormentas de anémonas colorean el lago

La atareada torpeza
la caída cansada

Definitivamente respiro una inocencia que ya no es mía
Sólo el canto de la curruca me consuela el sueño
de verme aquí sembrando esta marcilla

Disolviendo casi toda la pintura de mi infancia.

(En: Voces en la hierba)

ME SACUDO DE TANTOS SUEÑOS
o es que llora una ciudad en mis raíces

Aunque hurgaras con mano remota
cien mil veces hacia el fondo
donde halla resplandor tu vigilia

Tampoco lo sabrías

Hay una corriente lejana que va y viene
como una escasa sombra que nos conduce
a todo lo que se ha borrado

Pero a qué bóveda voy con su silencio
Y por qué caminas tan aprisa y dormida?

(En: Parajes de lo vago)

QUE NO DARÍA POR VER si aún ahí
en los sobrantes flecos de ese destino
sigues acurrucada

A qué recogida de suspiros íbamos?
A cuál bóveda que alarmar quería con su filón
más rencoroso?

Así no pudo verse esa flor
Hacía risa tan ingrata

Quedó demasiado mármol por espantar
muchos sueños por ensanchar

Fue un asilo misteriosamente desoído
La ventana era una nebulosa
Y de temor todo tuvo su hermosura.

(En: Por si fuera cierto)

CABE OTRO VIVIR INESPERADO

Ganarles la alondra para que la casa
cambie de aroma, de oscuridad.

Cabe otro vivir inesperado.

Tengo un monte oyendo a Mozart, otro que se remonta
hasta Plotino
y me aventuro

a cambiar de follaje.

Del violín

llega una delicia
y con su saber insondable
la noche limpia sus pasos.

Ganarles la alondra, con lo que
oímos al follaje, otra dicha
con más trinos.

(En: Un atisbo al corazón de esta casa)

Antonio Claros
(1939 – 2006)

De primera impresión no supe reconocer al amigo dejado de ver desde hacía décadas. Al terminar la ceremonia – el homenaje del Instituto Nacional de Cultura a los escritores de los años 50’, durante la gestión de Luis Lumbreras- se me acercó y ahí sí la memoria tuvo uno de esos momentos tan parecidos a los círculos que produce un piedra al caer sin violencia en el agua. Era Antonio Claros, sí Antonio, el mismo que con Nájar y Solano en la Universidad Federico Villarreal publicaran una efímera muestra de poesía en una vitrina.

Finalizaba noviembre del 2004. El reencuentro fue emotivo y le siguió un larga conversación. Antonio recordaba con especial agradecimiento su inclusión primero en el estudio Curso de Realidad. Proceso poético 1945- 1980 (1986) del que fui coautora, y luego en Fondo de fuego. La generación del 70’ (1990), el trabajo de Ricardo Falla Barreda. Días después nos regaló a Ricardo y a mí su Comedia de las imágenes. Antología personal 1962- 2002, con una bella y generosa dedicatoria.

antoniodedica

Había nacido en Trujillo en 1939 y en el 64 había publicado Chloe, una plaqueta breve y luego Avisos y señales (1972) con prólogo de Javier Sologuren quien, como reseña Jesús Cabel en su Fiesta prohibida, encontraba en su poesía “fragmentos de diario o de memorias, y aun de epístolas, transidos y trascendidos por un personal sentimiento poético, pues a través de ellos irrumpe un dócil y punzante viento de infancia barajando todo aquello que halla a su paso” (Cabel, 1986: 251)

Largos años de exilio con algunas visitas al Perú en las que nunca nos vimos y durante los cuales hizo estudios de doctorado en la Universidad Complutense de Madrid; fue profesor; residió en diversos países de América y Europa hasta que estableció su residencia en Extremadura.

Poeta del que Jorge Eduardo Eielson dijera “de amplio registro, meditativo y lleno de esa preciosa sustancia que se llama humanidad” fue entregando a lo largo del tiempo Fragmentos de un diario íntimo (1968), Paisaje inmutable (1974), Presencia otoñal (1977), Monólogo y Medida de un suceso (1979). Y también Parajes de lo vago (1983) así como  la primera versión de Comedia de las imágenes (1986),  Voces de la hierba (1987), Morada mirada (1988), Por si fuera cierto (1990), Otro modo ciego de ver (1992), Lumbre que no sabíamos (1999) y Un atisbo al corazón de esta casa (2002).

El 22 de febrero de 2006, en una calle de Almendralejo, Badajoz, terminaron sus idas y venidas con esa discreción que fue su marca y signo.

Le debía este recuerdo. Y sobre todo la presentación de alguno de sus textos ubicables, definitivamente, “en la mejor línea de la poesía peruana” , justa apreciación de Martha Canfield que leo en la contratapa de su último libro.

Anuncios

6 comentarios »

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

  1. Muchas gracias Sonia por la publicacion de estos sentidos poemas de nuestro apreciado Antonio, algo marginalizado en el espacio que le corresponde.

  2. Gracias, por estar ahí.

  3. Hacía falta leer un poco de poesía…

    Saludos

    • Gracias, Sandro
      Perdona la (involuntaria e inexplicable) demora.

  4. Muchas gracias por compartir los poemas, he buscado la obra de este excelente poeta y no la encuentro por ningún lado. Apreciaría alguna referencia. Saludos cordiales.

  5. Sonia Luz, muchas gracias por poner en la red estos textos. Antonio era mi tío por parte de madre. Mal lo conocí como escritor, pero ahora lo (re)descubro gracias a ti.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.
Entries y comentarios feeds.

A %d blogueros les gusta esto: